Músculos para el Mieloma: Autoconciencia y mantenerse activo lo más que sea posible

Por Dhruv Deepak

Dhruv fue diagnosticado con mieloma múltiple en diciembre de 2017, a la edad de 32 años. Había estado experimentando un deterioro en su condición física, hemorragias nasales, energía y, en general, estuvo propenso a infecciones y enfermedades durante aproximadamente un año. Esto estaba enmarcado en contraste con sus condición previa, a que siempre fue un adulto activo y en forma.

Fue a la sala de emergencias con dolor de espalda muy intenso; se suponía que se debía a cálculos renales. Mientras extraían sangre para las pruebas de laboratorio, los médicos descubrieron que sus muestras eran extremadamente viscosas, tanto que no las podían evaluar. Presentaba una anemia grave y bajos recuentos de plaquetas, así como niveles anormalmente altos de proteínas en la sangre.

Dichos resultados hicieron que el hematólogo sospechara que era mieloma, lo cual se confirmó mediante una biopsia de médula ósea al día siguiente.

Desde su diagnóstico, Dhruv notó que los tratamientos continuos y agresivos han reducido por completo su actividad física. Lo normal para un día activo ahora es caminar unos 30 minutos, mientras que antes era habitual el ejercicio intenso y los deportes.

La incapacidad para hacer ejercicio de manera activa significa que la salud de Dhruv gira principalmente en torno a la dieta. Intenta mantener un grado de control de las calorías y mantenerse alejado de los grupos de alimentos poco saludables cuando sea posible. Es raro que tengas desajustes en su alimentación y también ha eliminado el alcohol por completo.

“Me apasiona mucho la comida, así que mantengo la puerta abierta para probar cosas nuevas. ¡El placer y las experiencias son igualmente importantes para la salud en general!

La travesía de todos los pacientes con mieloma es intensamente personal; escuchamos muchas historias sobre pacientes/sobrevivientes que conquistaron hazañas físicas u objetivos (competir en eventos deportivos, escalar montañas, etc.), que son admirables, pero no son aspiraciones que comparto”, —Dhruv Deepak

Dhruv alega que no ha intentado forzar el límite en términos de actividad física; encuentra que su estado físico es frágil y, por lo tanto, tiende a centrarse en minimizar el impacto de los efectos secundarios de los medicamentos.

Muchas veces estamos realmente abrumados tratando de controlar nuestro cáncer, nuestro trabajo y nuestras vidas personales. La capacidad de tener tiempo para la actividad física entre todo esto requiere algo de talento y la priorización es el paso más importante para Dhruv. Su táctica es vincular el tiempo dedicado a la actividad física en un día a alguna rutina diaria (por ejemplo, el tiempo dedicado a Facebook), el mismo tiempo para cada uno.

El seguimiento de la actividad (usando un reloj o un teléfono) es útil, ya que proporciona una evaluación honesta y los datos a lo largo del tiempo ayudan a estimularlo hacia una conducta positiva. Incluso 10 minutos adicionales de caminata como un nuevo hábito hacen la diferencia.

Mantenerse activo es importante, pero también lo es la autoconciencia. La regla de oro es escuchar a tu cuerpo.

 

Las tres técnicas de Dhruv para mantener positivo son:

  • Manejo y alivio del estrés: hago un breve ejercicio de respiración todas las mañanas y lo uso cuando siento estrés o pensamientos negativos. Cortocircuita completamente cualquier flujo negativo de pensamiento.
  • Rutina diaria: todas las mañanas, antes de levantarme de la cama, (al menos mentalmente, si no en una aplicación o en un diario) pienso en los tres eventos más positivos / interesantes del día anterior que me sucedieron, que escuché, o de lo que estoy agradecido. Trato de reflexionar sobre cómo esos eventos me hicieron sentir en el momento.
  • Transmitir a los demás: trato de enviar al menos un agradecimiento o una nota de positividad a una persona diferente todos los días. Eventualmente, eso se regresa y hay un efecto de red, lo cual está probado por investigaciones. El poder de las interacciones sociales positivas. Diría que, privada o internamente, soy obsesivamente racional o fríamente lógico sobre el futuro. La objetividad que puedo mantener durante un período de desafíos difíciles me ayuda a equilibrarme y me mantiene enfocado en lo que realmente importa.

 

“Al igual que las dietas de moda, las actividades rapidas no funcionan en mi caso. Creo más en la construcción de rutinas sostenibles a largo plazo. En ese sentido, me gusta pensar que soy ambicioso en la búsqueda de oportunidades para estar activo, mientras lucho con las limitaciones obvias que enfrento.

Si tengo la oportunidad de caminar alrededor de la cuadra, o tomar la ruta larga a algún lugar, la aprovecho. Trato de pedirle a las personas que vayamos a “caminar” cuando sea posible, y generalmente me mantengo en movimiento si estoy en una llamada telefónica. Cuantas más oportunidades cree, más podré aprovechar.

Por el momento, la actividad física extenuante parece estar fuera de discusión. Si pudiera en el futuro cercano, lo abordaría integrándolo gradualmente en mi día, de tal manera que perturbe lo menos posible otras prioridades (a menudo competitivas)”.

 

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *